miércoles, noviembre 09, 2005

Brujildas




Varias veces algunas personas me han dado ideas de temas sobre los cuales podría escribir en el blog. La mayoría de las propuestas son buenísimas, pero no logro hacerme el tiempo o las ganas de llevarlas al “papel”.


Ahora mi amiga Cote dice que debería escribir sobre nuestra ida a la playa. “Creo que fue muy positiva, ya que jugamos póquer y tomamos tequila”, agrega y me manda esta foto que le saqué sobre unas rocas en Algarrobo. Me explica que la imagen y la reflexión que propone, dicen relación con la idea de que estamos solos en el mundo; buscando conectarnos con otros, pero solos al fin.


Yo también creo que la ida a la playa fue positiva, pero no sólo por el póquer y el tequila. Tampoco estoy de acuerdo con que estemos solos en el mundo. Fue positiva porque en Algarrobo la conocí mucho más y pude ver que es una gran mujer, divertida, sabia, soñadora, trabajadora, idealista, pero también pude ver que estaba ahí conmigo.

Lo mismo me ha pasado las últimas semanas con otras amigas. Ha sido un mes de brujas y brujerías maravillosas y aprovecho esta tribuna para agradecer a este aquelarre de tremendas mujeres que me acompaña, donde además de la Cote encuentro a la Piti, Lidia, Liú, Sole, Trini, Maca, Yasna, Mónica y otras amigas que me muestran eso, que definitivamente no estamos solos en el mundo. Gracias brujildas bellas.

9 comentarios:

cote dijo...

Insisto amiga, estamos solas.... nacemos solas y nos vamos solas de este mundo, vivimos solas, crecemos solas, pensamos solas, soñamos solas y solas salimos adelante.
Esto no significa que no pueda acompañarte todo el tiempo que me necesites, que pueda compartir contigo todo lo que tenga y entregarte todo mi cariño..... si al final para eso estamos, no?

sole dijo...

como te dije amiga mia y de muchas más,
aburriré un tiempo con la que es mi musa inspiradora en estos días...gioconda belli, pero cada palabra me habla de tí, de piti, de daniela, de mi, de cote...de todas, ella dice:

en un instante
la inmensidad reduce sus contornos
la aterrorizante fascinación
se torna familiar y acogedora
Estamos sin duda aquí.
somos parte de cuanta belleza.

irreverente dijo...

Buen blog
pero uno de los grandes problemas de los periodistas es que escriben con tinta de las linotipias y no con plasma sanguíneo...

felipe dijo...

entre brujas y magos nos entendemos.
un enorme conjuro de felicidad, en soledad o en compañía, desde este otro mundo.

mmmuack

Andres Palma dijo...

Que buen blog. Interesante el dato de Moçambique, pero el sitio no funciona todavía.

Te añadí a mis links

Saludos

Andrés Palma

Andres Palma dijo...

Que bonito blog ;-) Buen dato el de Moçambique, pero la página no funciona.

Te añadí a mis blogs

Andres Palma

andrespalma.blogspot.com

Nelson Alvarez dijo...

Esto me hace pensar en lo importante que es tener amigos que te acompañen en ciertas cosas. Por ejemplo, hace tiempo que me gustaría ir a la playa con mis amigos pero no nos hemos puesto de acuerdo, y ahora mismo vi un congreso de periodismo digital gratis al que me encantaría ir pero a ninguno de mis amigos les interesa.

Hace unas semanas fui a algo parecido solo y estuvo bien, pero hoy no tengo ganas de volver a ir solo a otra cosa.

El punto es que si tuviera más amigos que me acompañaran en ciertos proyectos, tal vez sería más productivo o llegaría más lejos. No digo que actualmente no lo sea, pero esos amigos con los que uno hace equipo son claves.

Me gustó este blog.

Saludos!

Patricio Larraín dijo...

Los akelarres del euskera aker que si mal no rceuerdo es macho cabrio venian a ser estas reuniones en las cuales se veneraba el poder del equilibrio del ser y del universo.

En cierta medida los aquelarres con tus brujas amigas han servido para entender esa misma razón de ser que tiene el sentirse parte de este universo llamado amistad.

Saludos, buenos Post's.
PL

Cecilia Jamasmie dijo...

Somos seres sociales, nos guste o no. Y qué mejor que compartir esa características con Amigos, de esos con may’usculas, que lamentablemente no abundan. La mayor riqueza que se puede poseer, lo más valiosa por encima de todas las cosas, es la amistad. Esta por lo general no surge de la noche a la mañana. Tener un amigo es el resultado de una paciente y respetuosa actitud ante la vida, donde previamente se desarrollan una serie de virtudes personales que hacen de una persona digna y generosa, capaz de darse a los demás de manera incondicional y sobre todo, con lealtad a toda prueba.

Ser leal presupone ser persona de palabra, que responda con fidelidad a los compromisos que la amistad lleva consigo. Leales son los amigos que son nobles y no critican, ni murmuran, que no traicionan una confidencia personal, que son veraces. Son verdaderos amigos quienes defienden los intereses y el buen nombre de sus amigos. Y, por supuesto, son amigos quienes te invitan a la playa y comparten un tequilita contigo ;)